sábado, 9 de noviembre de 2013

IF I NEEDED YOU, SI YO TE NECESITARE

"If I needed you"...
es uno de los temas de la película del director belga Felix Van Groeningen "The Broken Circle Breakdown".
La música de la película es toda de bluegrass, compuesta por el sueco Björn Eriksson y ésta es una de las últimas canciones casi al final de la película.
Es el festival de cine de Skövde y he visto varias películas, muy buenas.
En ésta, ha logrado el director transmitir de una manera casi realista lo que sucede después de que una pareja pierde un hijo, la peor tragedia en la vida de un ser humano. Tan cruel y tan terrible, tan inexplicable y tan ilógica, y que tantas veces nos hace preguntar cómo es que algunos podemos sobrevivirlo.
Me la he hecho y sigo haciendo muchas veces, cómo es que yo aún sigo viviendo...esa pregunta.
Ella, Elise, es creyente, no fanática, pero creyente, aunque también realista. Él, Didier, no es creyente, es idealista y un admirador de América. Ella cree que su niña de seis años y vencida por el cáncer puede ser el pájaro que ha venido a la ventana, o tal vez una de las estrellas del universo.
Él, trata de hacerle ver a ella que la niña, Maybelle, ya no está, ni aquí ni en ninguna otra parte, que no es el pájaro que ha venido a la ventana, ni las estrellas en el firmamento.
A él se le acaba su admiración por Estados Unidos cuando ve en un programa de televisión, que Bush ha sancionado las investigaciones científicas sobre el cáncer con embriones, por motivos religiosos. 
Después de que ambos, junto con el grupo cantan esta canción para el público, él desesperado y agobiado de tristeza, al ver que no la alcanza más a ella, grita al público su rabia contra la ingenua creencia del ser humano en los dioses. 
Y todo lo que dice es verdad, todo lo que dice, lo he pensado y sentido yo. Todo lo que dice lo hemos hablado tanto, Peter, el padre de mi hijo, como yo. Pensamos igual. Los dioses han sido y son invento de los hombres. Ese dios, en el que tantos creen, es un dios injusto, cruel, sádico...
Dice Didier que los hombres hoy en día se reirían del dios Thor con un martillo en la mano y que en el mañana se reirán de Jeová.
Al final de la película, le dice a Elise (Alabama) que si se encuentra en ese otro lugar con Maybelle, que la salude de su parte.
Pero no es que se hubiese vuelto creyente, lo dice por ser generoso con ella, porque tal vez se diera cuenta y aceptase, ya muy tarde, que ella tenía su creencia y que esa era su forma de sobrellevar su enorme dolor. 
También lo hago, miro las estrellas y una de ellas es mi niño. Ni Peter ni yo somos creyentes, ya lo he dicho, pero queremos pensar a veces, como una especie de ilusión que tal vez de alguna forma, alguna vez nos volveremos a ver...Todos sabemos que algún día todos nos iremos, pero después de todo, nadie sabe a ciencia cierta qué pasa después...


No hay comentarios.:

Publicar un comentario